MOLT HONORABLE SENYOR EN JOSEP TARRADELLAS I JOAN (Cervelló 1899-Barcelona 1988)

JOSEP TARRADELLAS I JOAN (Cervelló 1899-Barcelona 1988)

Militante del catalanismo radical en su juventud, evolucionó hacia posiciones moderadas. Catalanista convencido desde siempre, Tarradellas destaca por su inconmesurable fidelidad a sí mismo y a sus ideas. Su imagen apacible, unida a una gran capacidad negociadora, contrasta con su carácter personalista y una cierta dureza en la defensa de sus convicciones más íntimas.

De origen campesino, desde los catorce años vivió intensamente las vicisitudes políticas de Catalunya. En 1916, era ya secretario de propaganda del Centre Autonomista de Dependents del Comerç i de la Industria (CADCI). A los dieciocho años fundaba el semanario regionalista Abrandement y, dos años más tarde, el semanario Intransigent. Asimismo, participó con el coronel Francesc Macià en la creación del partido Federación Demócrata Nacionalista, germen de que sería más tarde la Esquerra. Fue uno de los fundadores de la Joventut Nacionalista La Falç, pero también de la Esquerra Republicana de Catalunya (ERC), en marzo de 1931. Secretario general de ERC (1931), diputado en las Cortes constituyentes y miembro del Gobierno de la Generalitat. Diputado en el Parlament (1932). Director del diario L’Opinió.

Dimitió del Govern de la Generalitat por discrepancias con Macià. Opuesto a la rebelión del 6 de octubre de 1934, tras cuyo fracaso quedó en un segundo plano de la política catalana, aunque fue detenido y encarcelado en un barco. Al estallar la guerra civil, se ofreció inmediatamente al president Companys y fue designado conseller de Serveis Publics, y luego de Finances y responsable del Comité de Milicias. En plena guerra nombrado cap de Govern, llevó a cabo la organización de las industrias de guerra, decretó la colectivización de las tierras y el control obrero de las fábricas, poniendo especial empeño en restablecer la autoridad y las prerrogativas de la Generalitat, tras el naufragio del 19 de julio de 1936.

El 14 de febrero de 1939 huyó a Francia. Fue detenido varias veces por la Gestapo, y en 1941 el gobierno español pidió su extradición, sin conseguirla. Se refugió en Suiza, donde estuvo prisionero en un campo de concentración. Consiguió la libertad por intervención del gobierno mejicano. Tras la dimisión, en 1954, del presidente de la Generalitat Josep Irla, el 7 de agosto de ese año Tarradellas fue elegido para sustituirle. Exiliado en Francia desde el fin de la segunda guerra mundial, su residencia en Saint-Martin-le-Beau se convirtió, durante años, en el lugar de peregrinación de los políticos catalanes.

Tarradellas volvió a la actualidad política en agosto de 1976, cuando el Consell de Forces Politiques de Catalunya le reafirmó en su papel de lider indiscutido para la restauración de la autonomía catalana. Regresó a Catalunya como president de la Generalitat provisional el 23 de Octubre de 1977, mediante un acuerdo con el Gobierno de Adolfo Suárez. El 23 de octubre del mismo año, en el balcón del Palau de la Generalitat, gritó a la multitud concentrada en la plaza de Sant Jaume la famosa frase… Ciutadans de Catalunya, ja sóc aquí!.

Hoy en día, estas palabras son de mucha emoción, especialmente para los catalanes, pues de alguna forma ponen punto final a la dictadura franquista, y todo lo que ella implicaba, para dar paso a la democracia en España. Muchas personas le dan gran importancia a esta frase, sosteniendo que las palabras que usó Tarradellas no fueron casuales: dijo “Ciutadans de Catalunya” (Ciudadanos de Cataluña), en vez de “catalans” (catalanes), pues según estos su intención era aludir a todos los habitantes de Cataluña, no solamente a los oriundos de dicho territorio. Cesó en la presidencia tras las primeras elecciones autonómicas que dieron el triunfo a Jordi Pujol (1980).

En 1985 fue nombrado Marqués de Tarradellas por el rey Juan Carlos I y falleció en Barcelona en 1988.

Su ideario era republicano, de izquierdas, catalanista y nacionalista moderado, defendió la lengua, la cultura y la identidad catalana, apartándose de separatismos disgregadores. Quiso una Catalunya autocrítica, que entendiera al pueblo español y afirmaba su deseo de integrarse en España. Buscó la conciliación y la concordia entre Catalunya y el resto de España, no quiso ser víctima y huía de prejuicios nacionalistas hacia el Estado español. Su actitud contraria a la independencia y al concepto de Països Catalans, hizo que fuese criticado y de que muchos lo vieran y lo consideraran traidor, mal político y de vendido a la monarquía española. Otros lo consideraron un gran político, y un avanzado a su tiempo.

http://es.wikipedia.org/wiki/Josep_Tarradellas

LA GUERRA DE TODOS de Mateo Madridejos. Ediciones Primera Plana.

LA GUERRA CIVIL ESPAÑOLA de Hugh Thomas LIBRO II Ediciones Urbión.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: